Claves para que empresas implementen una TI híbrida

0
8

Las empresas deben evolucionar rápidamente para seguir siendo competitivas en este mundo moderno. Este contexto incrementa la presión que debe soportar la TI y puede conducir a una combinación caótica de plataformas de hardware específicas para cada carga de trabajo y de TI en la sombra que resulte costosa, difícil de gestionar y de alto riesgo.

Para lograr su objetivo, las empresas inteligentes están empleando una serie de mejores prácticas para implementar la TI híbrida:Al transformar tu infraestructura para evitar la disrupción en el funcionamiento de tu empresa, puedes resolver los problemas más urgentes y prepararse para el éxito futuro. La TI híbrida crea la combinación adecuada de TI tradicional, nube privada y pública para satisfacer sus objetivos comerciales y de TI, y así poder integrar las nuevas tecnologías donde sea necesario y mantener los sistemas anteriores cuando proceda.

Analizar el actual entorno de TI. El primer paso en la transformación hacia una infraestructura híbrida consiste en evaluar las capacidades y limitaciones del sistema actual. Las empresas deben identificar las nuevas necesidades de TI para sofisticadas aplicaciones y servicios, incluida una mayor velocidad de procesamiento, mayor ancho de banda, o almacenamiento más flexible.

Crear una hoja de ruta de innovación. La definición de objetivos específicos ayuda a los CIO a determinar las inversiones de TI que son necesarias, así como establecer un calendario para el gasto y el despliegue. Esto actúa como un marco para todas las consideraciones del negocio, operativas y financieras.

Evaluar las actuales aplicaciones y recursos de computación. Hay que considerar cuestiones tales como la latencia del procesamiento, la seguridad de datos financieros y el cumplimiento regulatorio. Cualquier elemento que no se vea adversamente afectado por estas consideraciones puede ser un candidato viable para la nube.

Determinar los futuros requerimientos de TI. Basándose en la hoja de ruta de innovación, los departamentos de TI pueden identificar las aplicaciones y servicios que serán importantes en los próximos años, así como la combinación adecuada de TI on-premise y cloud para acomodar estas nuevas cargas de trabajo.

HPE facilita la transformación a una TI híbrida con sus soluciones Just Right IT con procesadores Intel® Xeon®, diseñadas para gestionar cargas de trabajo locales y de la nube, con las que las limitaciones de presupuesto, personal y recursos no serán un obstáculo.